viernes, 13 de diciembre de 2013

Inocencia robada. O la justicia que no siempre es

En noviembre de 1999, Elizabeth Brotons secuestra a su hijo en un precario bote con la ayuda de su novio, lo separa del padre sin el conocimiento ni la autorización de éste. Parten de Matanzas hacia Miami y el bote se hunde en el mar. Su madre perece en el naufragio junto a otras 10 personas y Elián se salva de milagro llegando a las costas yanquis en un neumático. El padre lo reclama inmediatamente, pero la mafia cubanoamericana presiona con su poder y violencia increíble a las autoridades para que no devuelvan al niño. EEUU tiene hacia Cuba el trato del sádico y el violento, además del bloqueo y las agresiones de todo tipo, por la traición imperdonable a sus ojos de que haya chicos sin hambre y con futuro de universidad en todos los casos. EEUU permite que los cubanos que huyan de Cuba por mar y puedan regocijar el morbo de los consumidores de los medios de comunicación más asquerosos, son aceptados automáticamente en el país que rechaza, reprime y deporta inmediata e invariablemente al resto de los inmigrantes.

En contra de lo que se hubiera hecho con cualquier otro chico del mundo, esto es devolverlo a su padre, EEUU pretendió quedarse con el niño con la complicidad de familiares lejanos del mismo,cubanos cipayos radicados en Estados Unidos. El apoyo humano, artístico, poético y ético de toda Cuba y de todos las personas justas del  mundo estuvo con Juan Miguel González, su padre. 

Finalmente, con la fuerza moral del guerrillero del tiempo (Fidel, tal vez el único que creyó férreamente en el éxito de la cruzada), se obtuvo la devolución del pequeño. 


Hace muy poco, el seis de diciembre, Elián cumplió 20 años.


Estados Unidos tiene una larga tradición de robar criaturas cubanas, como fue la Operación Peter Pan, narrada en varios libros y en el artículo de este mismo blog cuyo enlace pongo a su disposición.

Hoy Elián es miliciano, revolucionario, cubano y tiene la estrella del Che sobre la frente. Ha dicho que no tiene religión, pero si la tuviera su dios sería Fidel.

Hoy Elián, estudiante de Ingeniería Industrial, es el delegado cubano al XVII Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes, en Quito, Ecuador.

Hoy Elián lucha por la libertad de los cinco cubanos injustamente encarcelados en EEUU (ver Nota al final, con la consideración de Amnesty Internacional respecto de este proceso fraudulento) por tratar de frenar el terrorismo (Antonio Guerrero Rodríguez, Fernando González Llort, Gerardo Hernández Nordelo, Ramón Labañino Salazar y René González Sehwerert, el único que ha sido liberado tras 13 años de reclusión injusta). Ellos se habían infiltrado entre los grupos terroristas anticubanos para evitar los atentados que se sucedían armados y/o tolerados por Miami y que causaron la muerte de cientos de cubanos y turistas.


Quisieran ingresar en el Banco la inocencia que escapa indetenible de tus ojos”, escribió Cintio Vitier para el Elián de cinco años, entonces secuestrado por el imperio terrorista. 

Junto a Elián González: !Libertad para los cinco cubanos luchadores contra el terrorismo!





NotaAmnistía Internacional declaró en un comunicado que "durante el juicio no se presentó ninguna prueba que demostrase que los acusados realmente hubieran manejado o transmitido información clasificada". Además, la organización denunció que los acusados "tuvieron un acceso limitado a sus abogados y a documentación, lo que podría haber menoscabado su derecho a la defensa". Tomado del sitio web de Amnesty Internacional, 13/10/2010






Esteban Cámara

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios son en su totalidad moderados. No se admiten mensajes de odio, descalificaciones, insultos, ofensas, discriminación y acusaciones infundamentadas. El autor se reserva el derecho de no publicar comentarios polémicos de carácter anónimo, se ruega identificarse.